Consejos para mejorar la relación con las aseguradoras

Una gestión activa en tu seguro es la manera más útil para estar siempre protegido ante cualquier contingencia, pero requiere de una mayor involucración por tu parte que estará basada en utilizar todos los canales de información que disponga la compañía. Por otra parte, siempre será muy eficaz contar con los servicios de un profesional que te indique los nuevos productos que salen al mercado e incluso de las ofertas que pueden beneficiarte en tu vida diaria.

La contratación de un seguro es un tema tan importante que no debes dejar nada en manos de la improvisación. En este sentido, será fundamental que tengas abiertos los canales de comunicación con tu compañía de seguros. Además, será la estrategia más eficaz para que puedas ir actualizando tus necesidades. No puedes olvidar que estas van variando con el paso de los años y será muy útil estar en contacto con la aseguradora para contemplar las novedades que se te vayan presentando en cada momento. No en vano, siempre habrá unas pautas de actuación que te ayudarán a mejorar estas relaciones tan especiales. ¿Deseas conocer algunas de las más relevantes? Pues no te preocupes porque dispondrás de los cauces necesarios para lograr estos objetivos a través de los siguientes consejos que te exponemos a continuación.

5 acciones que no deben faltar en tu estrategia

  • Gestión activa: trata de mantenerlas con cierta frecuencia con tu agente de seguros. Seguro que este profesional también te lo agradecerá y además conocerá que es lo que necesitas realmente en cada situación. No tienes que contentarte con mandar un fax o hacer una llamada telefónica cuando puedes entablar comunicación directa para tratar determinadas cuestiones.
  • Trato directo: con toda seguridad, que aparte de un buen seguro, lo que buscas es empatía, transparencia y sobre todo contar con la presencia de un mediador. En este sentido, deberás requerir quien es la persona que gestionará tu póliza a partir de este momento.
  • Vínculos basados en la confianza: las discusiones no es buen punto de partida para mantener buenas relaciones con la aseguradora. Por el contrario, será una señal de que algo no va bien. Para evitar estas situaciones no deseadas la clave reside en crear un clima de complicidad con la aseguradora desde el primer momento. Si lo logras no dudes que las relaciones serán más satisfactorias para ambas partes. Entre otras razones porque no habrá lugar para malas interpretaciones en alguna situación de tu vida.
  • No mantener deudas: si no estás actualizado en los pagos podrá generarse una cierta distorsión con tu compañía de seguros. Fundamentalmente porque la confianza puede disminuir entre ambas partes. Por un lado, tú tendrás menos libertad para exponer cualquier problema y por otro la compañía se verá presionada a que cumplas con las obligaciones firmadas en el contrato. Hasta el punto que pueden deteriorarse las relaciones muy seriamente.
  • Mantenerse informado: una de las mejores estrategias para impulsar las relaciones con la otra parte consiste en estar comunicado permanente. No solamente con tu agente de seguros, sino con los canales de información que presente la compañía: web, revistas, blogs, informes, etc. De esta manera, estarás al tanto de todas las ofertas que se vayan generando, así como de los servicios que puedes requerir en cualquier momento. Incluso esta medida puede ayudarte a ahorrar con el seguro debido a una mayor optimización del mismo.

Ventajas del asesoramiento profesional

De todas formas, siempre es muy recomendable que puedas aportar la presencia de un profesional del sector que te pueda asesorar en los productos más adecuados a tu perfil como usuario. En este sentido, la elección de una correduría de seguros puede ser la decisión más acertada. Uno de los motivos para optar por esta estrategia es porque presentan una total independencia para ofrecerte las mejores condiciones en el contrato. Esto se debe a que tienen acceso a todas las propuestas del sector, alejadas de cualquier interés comercial o vinculado a las compañías de seguros. Pero no es único beneficio que obtendrás a través de este servicio. Si no también con los siguientes que te exponemos a continuación:

 

  • Te ofrecerán un asesoramiento personalizado en cada momento. Hasta el punto que sabrán cuál es el seguro que  necesitas y que coberturas debe incluir.
  • Es tu representante ante la aseguradora y de esta forma ejercerá una labor de mediación entre ambas partes. No en vano, tus intereses siempre estarán defendidos de una manera objetiva.
  • Puedes acceder a todas las compañías de seguros sin moverte del mismo sitio. Al igual que a las propuestas y ofertas que va generando el sector. Para que así, estés en la mejor de las condiciones para formalizar cualquier clase de seguro: vida, hogar, coche o de salud.
  • Las corredurías cuentan con una gestión eficaz que se materializa en que tu producto esté revisado constantemente para que se vaya adaptando a tus necesidades o los cambios que se producen en tu  vida personal o familiar.

Desde este escenario, cada uno de estos ejemplos está representado por Rp Asesores Asociados que, como correduría de seguros, genera un seguimiento que garantiza el cumplimiento de las pólizas contratadas y agiliza los trámites para evitar las demoras.

En cualquier caso, es una de las opciones para contar con la mejor póliza de cualquier aseguradora. No en vano, dispone de un sistema de contratación que busca todas las actualizaciones y a los precios más competitivos del mercado.

Y no aumentes el riesgo.

Fuente: www.rankia.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *